ENVÍO* GRATUITO A PARTIR DE 30 EUROS (*PENÍNSULA)

Desayunos saludables para empezar el día con fuerzas

Desayunos saludables para empezar el día con fuerzas

Todos sabemos que el desayuno es la comida más importante del día. Esto no es solo algo que esté de moda, sino que realizar una comida fuerte y sana para empezar el día, especialmente para los niños. En Smileat buscamos alternativas saludables y ecológicas a los momentos en los que no te da tiempo a hacer tus platos favoritos en casa. Con nuestros productos ecológicos podrás seguir dando a tu peque los platos más naturales, aunque no tengas tiempos para poder hacerlos tú mismo.   ¿Cuáles son los mejores desayunos en casa? Un buen desayuno tiene que estar compuesto por tres partes fundamentales:
  1. Lípidos: que te aporten energía para empezar el día
  2. Fibra: para poder mantener esa energía a lo largo de la mañana
  3. Proteínas: para nutrir todo el cuerpo
Para ello podemos tomar las siguientes variedades de alimentos:
  • Lípidos: leche, yogurt y derivados lácteos
  • Fibra: alimentos son semillas, copos de avena o ricos en trigo
  • Proteínas: frutos secos, semillas de chía…
Pero esto no se queda ahí, sino que se pueden combinar entre ellos creando platos diferentes y despertando la curiosidad de tus peques desde por la mañana.   ¿Qué productos de Smileat son buenos para el desayuno? Desde Smileat, creemos que llevar una correcta alimentación infantil nos ayuda a estar sanos de mayores. Por ello, todos nuestros productos están hechos con productos ecológicos, sin azúcar, sal ni aceite de palma. Siempre es recomendable tomase un tiempo para desayunar, como una forma de empezar el día tranquilos y relajados. El estrés genera mal humor, por lo que si desde por la mañana a acostumbramos a nuestros peques a ir con prisa, no tendrán la misma predisposición a aprender cosas que de otras maneras. Sin embargo, todos tenemos esos días que son locura desde por la mañana, por lo que os presentamos algunas ideas Smileat:
  • Tarritos de frutas con galletas troceadas (de esta forma introducimos vitaminas, lípidos, fibra y proteínas)
  • Un pouch después de la leche (aportando así una ración de lípidos y vitaminas de forma rápida)
  • Un pouch/tarrito de frutas tras la papilla (aportando las tres partes necesarias para un buen desayuno)
  A pesar de estas recomendaciones, consulta a tu médico qué desayuno es el que le puede sentar mejor a tu peque, cuidando de que haya un equilibrio en su dieta :)
 Español  Inglés